Mi Vino

Vinos

CERRAR
  • FORMULARIO DE CONTACTO
  • OPUSWINE, S.L. es el responsable del tratamiento de sus datos con la finalidad de enviarles información comercial. No se cederán datos a terceros salvo obligación legal. Puede ejercer su derecho a acceder, rectificar y suprimir estos datos, así como ampliar información sobre otros derechos y protección de datos aquí.

El vino y los hombres. Mayor esperanza de vida

  • Redacción
  • 2007-11-01 00:00:00

La Fundación para la Investigación del Vino y la Nutrición (FIVIN) no ceja en su empeño de ahondar sobre los posibles efectos protectores del consumo moderado de vino en nuestro organismo y sobre la salud humana desde un punto de vista médico. También contribuye a enriquecer estos conocimientos con nuevas investigaciones que sin duda ayudarán a crear en la opinión pública una imagen más real sobre el vino. Por ello, realiza un trabajo continuo de investigación y recopilación sobre vino y salud bajo la supervisión de un comité científico formado por médicos, técnicos en salud y nutrición de reconocido prestigio nacional e internacional. En su tarea de divulgación, acaba de publicar una investigación que incide en la saludable ingesta del vino. Un grupo de científicos de la Universidad Wageningen, en Holanda, y del Instituto Nacional de Salud Pública del mismo país han publicado el resultado de un estudio que revela que los hombres que toman una pequeña cantidad de vino diariamente pueden aumentar en tres años su esperanza de vida. Los investigadores evaluaron el impacto a largo plazo del consumo de alcohol sobre la salud y la esperanza de vida en más de 1.300 hombres de Zutphen, una ciudad industrial de Holanda. El estudio se inició en 1960, y se ha evaluado a los participantes cada 10 años, mediante encuestas sobre sus hábitos alimentarios, consumo de alcohol, tabaquismo, peso, etc. También se ha analizado en estos pacientes la prevalencia de infarto de miocardio, ictus, diabetes y cáncer. Los resultados han mostrado que los hombres consumidores de un vaso diario de vino tienen las tasas más bajas de mortalidad por enfermedades cardiovasculares o por otras causas, y unos beneficios muy superiores en comparación a los registrados con otras bebidas. Los datos de este estudio, elaborado durante cuatro décadas, se suman a los de otras muchas investigaciones, realizadas por médicos y nutricionistas, que presentan los posibles beneficios para la salud de un consumo moderado y continuado de vino. El consumo moderado de vino, unido a una dieta alimentaria rica y equilibrada, es un factor cultural presente en un gran número de sociedades. Es un estilo de vida que podría ser el origen de las mayores longevidades constatadas en los países en los que el consumo de vino durante las comidas es significativo, particularmente en los mediterráneos.

enoturismo


gente del vino