Mi Vino

Vinos

CERRAR
  • FORMULARIO DE CONTACTO
  • OPUSWINE, S.L. es el responsable del tratamiento de sus datos con la finalidad de enviarles información comercial. No se cederán datos a terceros salvo obligación legal. Puede ejercer su derecho a acceder, rectificar y suprimir estos datos, así como ampliar información sobre otros derechos y protección de datos aquí.

Buenos, sabrosos, baratos

  • Redacción
  • 2008-02-01 00:00:00

Tras la moda de los vinos caros, tantas veces a precios disparatados, se están imponiendo en el mercado los vinos de calidad a precios comedidos. Ya no hace falta gastarse 40 euros para beber un tinto soberbio, por no hablar de los magníficos blancos fermentados en barrica que hasta hace poco exigían más de 15 euros. Por menos de la mitad, existen excelentes vinos con la misma o superior calidad que los más grandes. El milagro ha sido posible por la irrupción de nuevos vinos de zonas vitivinícolas arrinconadas o poco prestigiosas, pero donde ahora se elaboran algunos de los mejores tintos españoles, como Bierzo, Cigales o Yecla. Por otra parte, el bajo consumo nacional, que no llega a los 26 litros por habitante y año, ha servido de contención en zonas prestigiosas como Rioja o Ribera del Duero. La euforia alcista, donde se buscaba prestigio y reconocimiento de calidad a base de poner precios estratosféricos, se contradice con la capacidad adquisitiva de los consumidores. Y tampoco con los costes reales de vinos, que, en muchos casos, añaden un cero al precio final con desparpajo suicida. No hablo, por supuesto, de esos vinos de “garaje” que tanta fama como poca cuenta de resultados dan a sus elaboradores. Tintos con tiradas de unos pocos miles de botellas que son más piezas de colección que una bebida destinada al consumo. Por el contrario, hablo de grandes y medianas bodegas que, dispuestas a codearse con el “gotha” de los cieneuristas, han provocado un alza generalizada de precios en un sector que necesita, sobre todo, ser más competitivo. Pero... ¡qué verdad es esa de que “el mercado pone las cosas en su sitio”! Aunque deberíamos añadir: “siempre que haya consumidores informados”. Así las cosas, ya no resulta sorprendente el que podamos encontrar en las tiendas especializadas un blanco de Rueda tan delicioso como Nieva Pié Franco, un criaza tan fabuloso de Rioja como Sierra Cantabria Cuvée Especial, o el extraordinario Syrah del alicantino Enrique Mendoza a precios tan justos como ajustados. Y que puedan comprarse sin grandes desembolsos es una muestra elocuente de la calidad de una oferta que crece cada año. Una pequeña muestra de todo lo que podemos adquirir por menos de 18 euros. En nuestras páginas se puede comprobar la amplitud de vinos excelentes a precios imbatibles.

enoturismo


gente del vino