Mi Vino

Vinos

CERRAR
  • FORMULARIO DE CONTACTO
  • OPUSWINE, S.L. es el responsable del tratamiento de sus datos con la finalidad de enviarles información comercial. No se cederán datos a terceros salvo obligación legal. Puede ejercer su derecho a acceder, rectificar y suprimir estos datos, así como ampliar información sobre otros derechos y protección de datos aquí.

El ser que habita en la copa

53345b0f75d4b3df16f9d8f3ad5b0d2a.jpg
  • Sara Cucala
  • 2017-11-02 10:22:37

Detrás de un gran vino, siempre hay una gran historia. Y también un gran creador, aquel que soñó, mimó, trabajó la uva para convertirla en un trago que derroche pasión. Amar el vino supone enamorarse de las historias que lo rodean. En más de una ocasión he dicho que me gustan las historias, perder el minutero en un lugar cualquiera con un mundo de vino revoloteando entre la copa y mi paladar mientras me lleno de sabiduría que me hace amar y entender cada día más el vino.

Cuando era una niña, mi madre me llevaba a una desaliñada tasca oventense donde tan solo se tomaban dos cosas: un minibollo preñau (con chorizo) y un portentoso chato de vino cosechero procedente de Toro. Guardo el recuerdo de aquel vino que te dejaba los dientes de vid: su aroma, su persistencia, su rotundez. ¡Cuánto ha cambiado Toro! Con los 30 añitos cumplidos como D.O. nos hemos puesto nostálgicos en la redacción de MiVino y hemos comenzado a descorchar las referencias de esa revolución del vino de Toro iniciada ya hace muchos años. Qué lujo para un inicio de invierno.

De historias están llenas las siguientes páginas: del vino que se llevó Cristóbal Colón a las Américas; de la revolución de la Tinaja, que para nosotros es la nueva tendencia a la hora de elaborar los nuevos vinos; de la gente que hace que Campo de Borja sea hoy uno de los referentes vinícolas de nuestro país. Grandes, nuevas y vetustas historias... Ahora tan solo nos tenemos que esforzar en escuchar al ser que habita en nuestras copas.

enoturismo


gente del vino