Mi Vino

Vinos

CERRAR
  • FORMULARIO DE CONTACTO
  • OPUSWINE, S.L. es el responsable del tratamiento de sus datos con la finalidad de enviarles información comercial. No se cederán datos a terceros salvo obligación legal. Puede ejercer su derecho a acceder, rectificar y suprimir estos datos, así como ampliar información sobre otros derechos y protección de datos aquí.

Real Sitio de Ventosilla: Cantos y copas para ascender al cielo

  • Redacción
  • 2007-05-01 00:00:00

La Ribera del Duero esconde historia secular. Pero más impresionantes son los tesoros vivos, como el canto gregoriano del Monasterio de Silos o la Finca Modelo donde se asienta el viñedo de Prado Rey. Real Sitio de Ventosilla es un perfecto ensamblaje de actividad agropecuaria, atractivo turístico y buenos vinos. Lo mejor es llegar al Monasterio de Silos a primera hora de la tarde, recrearse en el Claustro, elevar los ojos al cielo siguiendo 25 metros el porte de un ciprés de 25 metros. Y con el espíritu confortado, ya ajeno a requerimientos urbanitas, recorrer el museo y curiosear en la botica del S. XVII que surtió al hospital y la leprosería, con libros y alvarelos que dan idea de la importancia del Monasterio en el mundo de la cristiandad. Por entonces las campanas tocarán a rezo y en la penumbra del templo revolotearán los hábitos hasta que del silencio y la quietud surja un sonido singular, eterno y siempre nuevo, la solemnidad del canto gregoriano. Posada real en Castilla Como contraste con este menú trufado de espiritualidad se puede cenar en Lerma un asado de reglamento, antes de “volver a casa”, al amor de la chimenea, al acogedor salón o a un amoroso dormitorio de la Posada de Ventosilla que servirá como centro del viaje, de un largo fin de semana. Es un palacio sobrio y elegante, de estilo herreriano, coronado por los blasones de Lerma y Medinaceli, que construyó el Duque de Lerma en el corazón de la Ribera burgalesa, como refugio de caza del rey. Pertenece al Real Sitio de la Ventosilla, o lo que es lo mismo, a los dominios de la bodega donde nace el Prado Rey y el Salgüero. La Posada cuenta con 18 habitaciones, la mitad de estilo clásico, restauradas, y vestidas con antigüedades castellanas, y otras tantas actuales, sencillas y acogedoras. Está prevista para los huéspedes la visita a la finca y la bodega, la única forma de comprender una estructura agraria integral y ejemplar, tan eficaces como espectaculares, que le valieron hace siglos la calificación de Finca Modelo. Se extiende a la orillas de Duero con una pequeña presa propia que genera electricidad; en las laderas pasta el ganado que nutre la impoluta lechería, y aquí y allá se salpican el bosque maderero, la gravera... Actualmente, y sin romper el equilibrio, en la finca, la mayor de Castilla, con sus 3.000 Has, el vino se ha convertido en protagonista. La viña empezó a plantarse antes del boom de la Ribera, en 1989, y la bodega se inauguró en 1996. Han recuperado cepas centenarias de Tinta Fina (Tempranillo), la variedad que ocupa 90% de las 520 Has de un viñedo distribuido en pagos bien diferenciados. La naturaleza es básica pero en la casa está a su servicio la tecnología primorosa de una bodega movida por gravedad, y de un laboratorio de referencia en la región, donde acuden organismo y otras bodegas y que colabora en investigación con varias Universidades y con el Consejo Regulador. Viaje al pasado En el paisaje de los alrededores vale la pena patear en ambos sentidos La Yecla, el espectacular cañón del río Mataviejas, pero lo inexcusable es dedicar el tiempo preciso al yacimiento arqueológico de Atapuerca, al este de Burgos, declarado por la Unesco Patrimonio de la Humanidad. La entrada es lógicamente limitada, para respetar el espacio y el trabajo permanente de los arqueólogos y es preciso reservar para poder sumarse al paseo que resulta impresionante, didáctico, informativo y ameno. La Ribera del Duero es paisaje, historia, gastronomía y vino. Aun más, es una sorpresa en cada excursión. DÓNDE DORMIR: La Posada de Ventosilla. Ctra. Aranda- Palencia Km. 12,500. Finca Ventosilla. (Gumiel de Mercado). Tel. 947 546 912 y 947 545 584 DÓNDE COMER: Mesón de la Villa (Aranda-Burgos). Tel.947 501 025 Casa Ojeda (Burgos). Tel. 947 209 052 Landa Palace (Burgos, Ctra. N 1) Tel. 947 257 777 Lis 2 (Lerma- Burgos). Tel. 947 170 125 QUÉ VER: Castillo-Museo del Vino (Peñafiel). Tel. 983 881 199 Monasterio de Silos. Gregoriano y museos. Información: Tel. 947 39 00 49 Atapuerca, yacimiento arqueológico. Reservas: Tel. 902 024 246 y 947 430 498

enoturismo


gente del vino